¿Qué hay de malo en comer miel? ¿Las abejas no la fabrican de manera natural?

Sí, las abejas fabrican miel de manera natural, pero lo hacen para ellas, ¡no para los humanos!

Del mismo modo en que la leche de una vaca se supone que es para los terneros; la miel es para las abejas; básicamente, es su almacén de comida para el invierno. Las abejas trabajan duro en primavera y verano para recolectar el néctar de las flores, regurgitarlo, refrescarlo batiendo sus alas, y almacenarlo como miel en las colmenas.

Cuando se crían abejas, la miel y otros productos fabricados por ellas como la jalea real, el polen y la cera, se extraen de la colmena y se venden para el consumo humano. A veces se sustituye la miel por jarabe de azúcar, otras veces, los apicultores se aseguran de que quede suficiente miel para que las abejas sobrevivan durante el invierno.

Sea como sea, la mayoría de los veganos cree que la miel no es para nosotros; y que comprar, vender y criar abejas para nuestro propio beneficio es explotarlas. Además, incluso los apicultores más cuidadosos no pueden evitar matar alguna abeja mientras recolectan la miel. Así que, si tenemos tantas alternativas como el sirope de arce, agave, y otros edulcorantes; no parece que tenga sentido utilizar abejas.

Por si fuera poco, las abejas están en una situación de amenaza; algo muy preocupante, dado que son necesarias para polinizar los cultivos vegetales. Hay gente que defiende que por eso es bueno criar abejas para tener miel; pero un vegano le diría que, al contrario, deberíamos ayudar a las abejas “gratuitamente”; o sea, sin saquear sus colmenas y usar su comida. Al fin y al cabo, ¿acaso ellas no nos ayudan ya bastante?

¿Listos para tomar el desafío de Veganuary?

Veganuary es el mayor movimiento vegano del mundo, que inspira a la gente a probar el veganismo en enero y durante el resto del año.