Hummus, puro y sencillo

Clea Grady

Vegan food

Hacer tu propio hummus es súper fácil. Además, es mucho más barato y sabroso que cualquiera precocinado. Hasta te preguntarás para qué te has molestado en comprarlo. Cuando hayas dominado la receta básica, puedes probar montones de combinaciones salvajes.

Ingredientes

  1. 1 lata de garbanzos
  2. 2/3 dientes de ajo
  3. 1 limón
  4. 1 cucharada de tahini
  5. Aceite de oliva (1/2 cucharadas)
  6. Un poco de agua
  7. Sal y pimienta al gusto

Preparación

Gracias a Victoria Harley por la imagen: split-pin.co.uk

Método

  • Pela los ajos y ponlos en el procesador. Pícalos rápidamente
  • Escurre y lava los garbanzos antes de añadirlos al procesador. Bate la mezcla un poco
  • Corta el limón por la mitad y exprime una mitad
  • Añade el tahini, el aceite de oliva y un chorrito de agua y vuelve a batir. Esta vez tendrás que batir un poco más hasta que los ingredientes se mezclen bien.
  • Limpia las paredes de los restos y bátelos también.
  • ¡Hora de comprobar el sabor y la consistencia! Si parece que está muy seco, puedes añadir más agua, aceite o limón (o los tres).
  • Por eso es importante probarlo, el limón puede ser demasiado si añadimos mucho. Vuelve a batir.
  • Añade sal y pimienta al gusto, y sigue batiendo y añadiendo ingredientes (agua, aceite, zumo de limón, sal y pimienta) hasta que quede como a ti te gusta.
  • Vierte el hummus en un bol.
  • Sirve inmediatamente o déjalo en el frigorífico un par de horas para que se asiente (el ajo perderá un poco de sabor con el tiempo)

Consejos con el ajo: A mucha gente le desagrada el sabor del ajo crudo. Si es tu caso, aquí tienes un truco. Pon los ajos (con piel) en agua y déjalos hervir. Cuécelos a fuego lento unos 20 min. Deja que se enfríen, y pélalos; añádelos luego al procesador. Si te gusta el sabor, pero te parece muy fuerte; sólo tienes que dejar enfriar el hummus en el frigorífico, ya que suaviza los sabores.

Variaciones: Ahora que ya tienes el hummus básico, es hora de divertirte experimentando con sabores. Puedes añadir aceitunas, ajo asado, chiles, jalapeños, albahaca, alcachofas, hierbas y especias, etc. Añádelas siempre después de haber probado el sabor. Mis dos obsesiones ahora son con tomates secos (que van bien con cualquiera de las sugerencias), hago una versión con tomates secos y el colorante humo líquido (una cucharadita o dos del de mezquite, con 4 o 5 tomates); y tomates secos con alcaparras (más o menos el mismo número de tomates con una cucharada o dos de alcaparras, ¡me encantan!). Poder preparar tus propias combinaciones es lo mejor de hacer tu propio hummus. Sírvelo con verduritas crujientes, nachos y otras salsas, como el guacamole.

 

 

¿Listos para tomar el desafío de Veganuary?

Veganuary es el mayor movimiento vegano del mundo, que inspira a la gente a probar el veganismo en enero y durante el resto del año.